Jul 212014
 

DSC05215

NO perdones si no eres capaz de perdonar al cien por cien:una perdona pero NO olvida,aunque pueda parecer una incongruencia,porque una tiene siempre presente que “NO hay dos sin tres”.
No olvides si no eres capaz de perdonar al cien por cien: una NO olvida porque,aunque pueda llevaros al equívoco del rencor,la experiencia adquirida por vieja y por diabla,me ha demostrado que es cosa común en el ser humano “tropezar dos veces en la misma piedra “.
Una NO es santa; los santos andan repartidos por los altares.así que una se revuelve como un alacrán al calor de la lumbre cuando le pegan donde más duele.
Una está harta de rebuscar en el saco de los buenos propósitos: la paciencia y comprensión,son escudos que te da la prudencia para soportar los dardos que algún ser humáno,deshumanizado,le de por lanzar,pero que ya NO te da la real gana de seguir usando.
Una está a punto de tirar la tolla. La he dejado a dos centímetros del campo de armas de la derrota y el olvido,pero como siempre la levanto al grito de guerra:¡No te voy a dar ese gustazo!
Una seguirá luchando por lo que ama,y por lo que cree.
Y…NO perdones si NO eres capaz de perdonar al cien por cien.
Y dicho esto: la botella,mi botella, sigue estando MEDIO LLENA ¡La vida es bella!

Ene 152014
 

Escáner_20150302

 

Me has jugado una mala pasada…
Me has pillado a traición.
Te he leido en el Iphone…
Me has pillado a traición.
Y mis lágrimas son duras de pelar,
pero tú me has pillado a traición.
No he podido evitarlo,
y he dejado que afloraran a mis ojos sin más.
Y mis lágrimas son duras de pelar…
Acúnalo a la izquierda;
no olvido que allí duerme el corazón.
Gracias por no dejarlo en un rincón,
por no olvidar la historia de los dos,
por haberte colado en sus vidas…
Gracias.

Nov 212013
 

 

DSC03011

Vuelo,vuelas ,vuela…
tal vez por atrapar los recuerdos que se esfuman con el paso de los años…
tal vez por aprisionar el presente, que se escapa sin que puedas remediarlo…
Tal vez por apartar de tu mente los momentos más amargos…
Tal vez por perseguir aquellos sueños que nunca llegaste a cumplir…
Tal vez por encerrar en uno de esos botes de cristal, que duermen en la alacena del hogar de la cocina, aquel beso tempranero, aquella sonrisa limpia, aquel querer saber de las cosas prohibidas al despertar a la vida.
Vuelo,vuelas,vuela.Cada uno a su manera;según le dicte la razón,o el corazón…
Soy como un albatros,torpe remontando el vuelo sin planear hacia donde ha de volar.
No hay norte de verano, ni sur de invierno.
Solo volar, a sabiendas de que he de aterrizar.
Y vuelo,vuelas,vuela,cada uno a su manera,según le dicte la razón,o el corazón.
y…
¿Como vuelas tú?
Según te dicte la razón, o el corazón…

Dic 192012
 

 

 

-No llores¡No quiero que llores!
– No lloro.Yo no quiero llorar…llora mi corazón. No puedo dominarlo…
– No llores;no me gusta verte así.
– Es que tú no lo comprendes. Me siento…lo siento dentro de mi como una esponja de baño,presionado,estrujado; sacando todo lo que lleva dentro, que no puede contener, porque le pesa.le ahoga.le cansa hasta lo impensable.
– ¡Que no llores! No quiero que llores.Ven,deja que te abrace;espera un poco más aquí,junto a mí; ahora estoy rezando.
Y le dieron la una,la y media y las dos,mirando la hora reflejada en el techo de la habitación,con su aliento varado en la cara y un abrazo arrullando su espalda.
Y le dieron la una,y la y media,y las dos…
Y no llores.
Si no lloro;es mi corazón disfrazado de esponja de baño…
Y no llores.

May 112012
 

Era primero de mes y habían cobrado.Esta vez sería distinto: – te lo prometo-le había dicho-,Por esta virgencita que llevo al cuello,te prometo que esta vez será distinto.Y el la creyó.
Dio de desayunar a los niños,un vaso de leche,de ese cartón que la buena de Amparo;su vecina del primero le dejó…La había sacado de tantos apuros…que si una sopa de sobre,que si un pan,unas galletas…pensaba extendiendo, hasta lo imposible, los restos de margarina en las rebanadas de pan.
Abrió el portal y una ráfaga de viento helado le dio los buenos días.Los pequeños protestaron y ella les caló los gorros de lana hasta las orejas para después estampar un beso en sus narices.Luego,se arrebujó en la bufanda y, agarrando el carro de la compra, salió sin más a la selva de asfalto.
-¿Por qué corres? -Le dice Pablo-Siempre corres al pasar por el quiosco…¿Es que no quieres que te vea Julián?
Ella frenó en seco,ante la salida del niño.Hasta su hijo mayor;ese hijo concebido en una noche de San Juan, diez años atrás, se había dado cuenta¿Tanto se le notaba?Le daba la espalda pero,aún así no podía dejar de sentir sus ojos clavados en ella.Una punzada de asco se le clavó en la garganta.Asco por ese hombre que compraba su miseria.Asco por ese vicio irrefrenable que la obligaba a venderse como una gallina en un mercado de feria.Asco por ella misma, que no tenía valor para acabar con la pesadilla de su vida…
-Qué. ¿Al colegio? Vamos,tomad unas “chuches” que os regala el “tío Julián”-le dice alargándoles una bolsa de gominolas,y la vista puesta en ella.
– No.Déjaló…gracias…tenemos prisa-contesta acelerando el paso con el pequeño Borja lloriqueando por las golosinas,y un Pablo algo rezagado y pensativo.
A la puerta del colegio,entre la algarabía de niños de todas las edades,de padres con prisas,de coches mal aparcados y de una aire envuelto en churros y café,abrazó a sus hijos,con ese abrazo fugaz conque los despedía cada mañana, al entrar en el edificio, por estar lleno de culpa.
-Mama…
-¿Que?
-Nada…-dijo Pablo agarrando de la mano enguantada a su hermano.
-Estaré aquí a la una,como siempre…-la caricia de sus dedos se pierde en el aire,porque el niño ya le había dado la espalda tirando de Borja.
– Ya… -Le oyó decir.
Los vio subir las escaleras perdiéndose entre un mar de gorros,carteras,y chiquillos atropellados por llegar los primeros a las aulas.Y se sintió fatal.No podía soportar la mirada de su hijo mayor clavada en ella.Esa mirada de reproche que tanto la incomodaba…Y es que él NO podía saber de ese lado oscuro de su vida ¿Como iba a saberlo? Ni su marido lo sospechaba…Dejó atrás a “Las Franciscanas” haciendo lo imposible por no torcer a la derecha:<>.Pero sus pies no la obedecieron,y su voluntad tampoco.
El local no estaba tan lleno,como otras veces,y no pudo dejar de sonreir pensando que quizá las “Amparos”de turno, se habían puesto de acuerdo para No sacar de apuros a gente como ella.Se sentó en una mesa solitaria,no sin antes aparcar el carro de la compra aún vacío:<>-se dijo sin mucha convicción.
-Dame dos…- pidió a la muchacha de los cartones,abriendo el monedero.Allí estaba la confianza,que una vez más, el bueno de Antonio había depositado en ella:treinta euros para la compra del hogar.Agarró el billete sin pensarlo dos veces y se lo entregó a la muchacha.
El ruido de las bolas al girar en el bombo.La voz monótona y machacona del hombre joven que desgranaba los números.El sonido del fajo de cartones que la repartidora llevaba,martilleando sus tímpanos…El sudor que le corría por las sienes junto a ese escalofrío que le bajaba por la espina dorsal cuando escuchaba cantar ¡linea!.
-¿Va a tomar algo? – Con blog de notas y bolígrafo en mano,una camarera de carmín rojo y pompa de chicle, la miraba con aire aburrido.
– Un botellín de agua- acertó a decir, tras una lucha encarnizada con una garganta reseca y atenazada por el remordimiento.
-¡Cuareta y ocho! ¡veintidos! ¡cuatro!…
-¡Bingo! – la maldita palabra salió de la mesa de al lado.Una mujer de pelo color panocha con falta de tinte,levantaba uno de los cartones, de los seis que llevaba a remolque,con el mismo brío que Lancelot enarbolando el pañuelo de Ginebra en la punta de su lanza.
Salió a la calle llevando el carro de tripa vacía,y un monedero triste y ajado. Una hoja arrastrada por el viento de otoño se enganchó en su pelo,y unas cuantas más pasaron rozando sus piernas para ir a parar al árbol de al lado. Y el,a deseó ser una de esas hojas para perderse sin más entre la gente,los árboles;bajo las ruedas de un coche…¡Se odiaba! ¡Se odiaba!¡Se odiaba! ¡Cómo se odiaba! con cada paso que daba deshaciendo lo andado.¡Cómo se odiaba!
Desde la ventana de la habitación vio la persiana echada del quiosco con el cartel de:”Vuelvo enseguida”.Pero solo fue por un momento hasta caer de rodillas…
Tres pares de ojos la miraban mientras servía el puchero:la mirada confiada de “su Antonio”,la ingenua de su hijo Borja,y la de Pablo clavada como un dardo en el corazón.
Y desde la ventana de la habitación vio la persiana con el cartel:”Vuelvo enseguida”…
Pero solo fue un momento hasta caer de rodillas…siempre le pasaba igual…

Sep 112011
 

Y volar…volar…volar hasta el Uhuru…

Si a mi me llegan a decir las cosas que tenía que vivir, cuando era niña…
Si a mi me llegan a mostrar mi vida en una bola de cristal,cuando era nena…
Si a mi ,en los brazos de Morfeo, los hados de los sueños reviven los recuerdos de mi vida ya vivida;
me hablan del momento en el que vivo y de aquello que me queda por vivir…
Si yo llego a saber todo lo que he cargado en el contenedor del alma,todo aquello que cargo y aquello que me queda por cargar, hasta que llegue el dia que emprenda mi camino tan llena de equipaje que no se si me dejarán pasar…
Si yo llego a saber que aquello que creía era perfecto, y hablo de los actos, las acciones y palabras marcadas por impulsos viscerales sin sopesar las preguntas y respuestas…
Si yo llego a saber como cansa este trabajo de vivir cubriendo con “tiritas del perdono pero no olvido””todas esas heridas que duelen al corazón…
Si yo llego a saber que una sola palabra ¡solo una! me haría o te haría tanto daño…
hay veces que una quiere volar…y se queda mirando al infinito ¡Quien pudiera volar!
Quien pudiera perderse en el fondo del mar, en un agujero negro, lo que haya detrás me da igual. Debajo de un botón, dentro de un arcón, en el fondo de un bolsillo vacio de monedas, jugando con las llaves del llavero de algún hogar cualquiera.
Volar…volar…volar… lejos de todo y de todos.Perderse en la flor de una pitera, aunque sea solo por un par de dias para luego volar hasta el Uhuru y fundirme entre las nieves del Kilimanjaro.
Quien pudiera volar; ser un gorrión, un colibrí, una paloma o una golondrina, y acurrucarsee en la mano enorme y amiga del Buda dormido.
Quien pudiera perderse en el interior del congelador y fundirse con un cubito de hielo…
Quien puidera  ser palabra bella, palabra buena y saltar al vació desde tu boca amor…
Quien pudiera volver a empezar la singladura de la vida,sabiendo lo que una sabe por vieja, no por sabia, y sortear los errores como el que sortea charcos, sin que le salpiquen.
Quien pudiera volar…
¡Quien  pudiera volver a empezar!

Ago 222011
 

 

La vida da muchas vueltas...

En el corazón no manda nadie… No señor, porque cuando quieres amar, amas, te importa un comino si la persona a la que amas es joven o mayor, es guapa o poco agraciada, es de corazón duro o blando como una gominola…No señor, en el corazón no manda absolutamente nadie; ni tan siquiera su propio dueño.Figúrate si no manda, que cuando quieres seguir amando a esa persona, resulta que el se las apaña y cambia, el cróquis que durante más o menos un periodo largo de tiempo un@ ha tenido en su cerebro: – Me da igual la edad, por…”hay demasiada diferncia”. -No tiene una naricita…”tiene una narizota” – ¡Es que es tanbuen@!…¡La madre que l@ parió, que mala uva tiene! En el corazón no manda nadie…No señor, porque cuando un@ se ha cansado del otro corazón que duerme a su lado, que ronca como él, que se levanta con los ojos hinchados de sueño, que va en zapatillas por la casa con el mandil, o se espatarra en el sofá con la cerveza y sin afeitar, o con un periódico entre las manos, objeto socorrido cuando no interesa hablar con el otro corazón. Cuando un@ empieza a decir a otro pedazo de víscera, que se ha encontrado en no se que sitio, o llevan tiempo siendo muy buenos amigos: -mi pareja no me entiende, no se puede dialogar con ella…es como un témpano en la cama… – mi pareja llega tarde, no me escucha, no siento nada con él… No…¡en el corazón no manda nadie, ni siquiera el dueño, de ¿su propio corazón? ……………..Es que esta mañana me he encontrado con un ser humano que me ha dicho: – ¡tienes un ratito? – Si pero corto, porque tengo que subir al barco… – Nos tomamos un café y te cuento… ¡Y me contó! –

Ago 222011
 

 

 

 

Solo tú comprendes el sentido de esta frase...¡¡¡Que desperdicio!!!

Este fin de semana pasado, oigo sonar mi móvil;ese móvil que casi siempre llevo entre el pecho y el sujetador, por eso de que estoy como una tapia, y también porque últimamente lo suelo olvidar en los sitios más peregrinos ¿Que tal dentro del armario en un zapato? ¿ o en la nevera, entre las lechugas y las zanahorias dos baldas más arriba?Por no contar la lavadora, y la taza del w.c. En fin a lo que iba. Suena el móvil, cuando estoy en mi laboratorio” cocineril“, como decía mi padre, que aunque lo de “cocineril”, no creo que a la R.A.E. le hiciera mucha gracia si llegara a leerlo, en casa quedó insertado en la lengua de: “La tribu de papalelo“, algo de lo que ahora no voy a escribir, porque me alejaría bastante de lo que sentí tras esa llamada el pasado fin de semana.
-Hola Linda…
Escucho al otro lado, a pesar del alboroto que conlleva una casa familiar llena de todos, o mejor dicho de casi todos a los que quieres. Es la voz de una de esas personas a la que quisiera tener entre nosotros pero no tengo. Su voz no trasmite energía; es una voz cargada de desaliento, tristeza, y melancolía. Una voz joven llena de soledad.
Dime “persona humana”- en vez de su nombre lo dejaremos así para no complicar las cosas-, Que alegría oírte…¿Donde estás?¿Te ocurre algo?- es que no suele llamar con mucha frecuencia-. así que me pongo en guardia.
– estoy en un faro sentad@ en el suelo, mirando el mar… esto es precioso… ya he llegado al limite de los dominios de la tierra, a mis pies manda el mar…
Cuentame…-le digo mientras repaso sus rasgos con la fuerza de la mente y el calor del corazón-,
estoy haciendo un arroz al horno ¿ te vienes a comer?
– Que va…-siento que sonríe aunque no vea a esa”persona humana”-,he venido en bicicleta y estoy lejos…además, vais a estar en familia…-“en familia“, es algo que ese ser humano valora mucho; es importante para él la familia.
– ¿Y eso que importa?estarás entre amigos, porque ya no puede ser otra cosa, pero estarás entre amigos…
– Y yo siento una pena por dentro, que no la puedo evitar, porque es alguien a quien he querido mucho y sigo queriendo.
-…………………………
– ¿Bueno y que es lo que quieres?- ahora me limpio las manos en el delantal, para buscar el guardapolvo jamonero, que ahora ha pasado a mejor vida haciendo de babero de Sandra, mi nieta preciosa de dos años. Por cierto que os recomiendo la idea, si tenéis estas dos piezas importantes, el jamón es lo de menos: niet@ cual rabo de lagartija, y el susodicho guarda polvo jamonero, porque al ser un buen pedazo de tela le cubre desde el cuello hasta más o menos las tiernas pantorrillas.
– A ver si me podéis orientar… me quiero marchar de aquí…Dile a Manolo, si recuerda que en su momento me dio todos los apuntes para el ingreso al curso de controladores aéreos
-¿Y tu pareja? ¿Ya la has envenenado con las guindas? esto es una broma que le gastaba yo, cada vez que hablamos.
– Hemos roto…- escucho esto y no puedo menos que alegrarme , pero es que esta persona, había formado parte de la vida de alguien a quien llevo muy dentro de mi alma.
-……………
– Es que desde que rompimos…Bueno desde que lo eché todo a perder, no he conseguido acoplarme a nadie. No hay un solo día en que no me levante pensando en quien dejé…Y ahora es tarde, se que no quiere ni verme… Hace unos años le envié un par de mensajes, al móvil… pero nada…
– Mira”ser humano”, yo ya quisiera, ya… pero tu sabes que a esa persona le hiciste mucho daño, y está rebotada, yo soy la menos indicada para hacer de intermediaria… ¡no quiere oír ni hablar del tema! Se enfadó una vez mucho conmigo…
– Lo se, a lo mejor un día se cruzan nuestras vidas, solo para hablar; me gustaría verl@ aunque solo fuera una vez…
– Pues… Ya sabes el cariño que te tenemos ¡Ojala! ¡Dios Dirá! lo escrito, escrito está-le digo limando el hierro de la tristeza que nos empieza a dar la lata-, y además ya sabes lo de “las medias naranjas”. Sois dos mitades que encajan perfectamente, solo hay un pequeño problema: que para intentarlo estáis demasiado lejos el uno del otro…
-Un abrazo y reparte besos- me dice tras un pequeño silencio-, Cuidaros.
– Tú también…- Y cierro el móvil.
No se si algún día estos dos seres muy humanos volverán a cruzar sus caminos, pero es algo que no voy a negar que a todos los que los conocemos tan de cerca, nos gustaría. Se que están hechos el uno para el otro, pero la vida es así, aunque:EL MUNDO DA MUCHAS VUELTAS Y YO ¡NO SOY DE PIEDRA!

 

 

Jun 292011
 

Como somos los seres humanos. Creemos que podemos dominar los sentimientos, a un golpe de neurona, en un intento de darle esquinazo a los sentimiento “sin techo”, que se apelotonan a las puertas del corazón con la esperanza de encontrar un hueco en él. Y digo sentimientos “sin techo”porque son tan contradictorios, tan desconcertantes, tan incómodos de aceptar que no encontramos donde ubicarlos…
Sentimientos encontrados…Es curioso como sin saber como ni porqué alguien a quien quieres y con la que has tenido durante años una cierta complicidad, y por la que hubieses puesto la mano en el fuego por:”nunca me dará la espalda”, te deja tirada,a ti y al mundo que te rodea, que una vez fue suyo también, o así lo creíste tú ¡que cosas tiene la vida! No si ya lo dice la canción:”la vida es un tango”…
Dijiste; nos dijimos: ” si alguna vez nos molesta algo de nuestras actitudes, lo aclararemos mirándonos de frente y vaciando el corazón de “okupas”, Y una lleva tiempo esperando esa mirada de frente y ese vuelco de sentimientos que no te sientan nada bien. Has cambiado y mucho. Y me “repatea” el no saber a ciencia cierta el motivo, aunque barajo un par, pero son tan infantiles, tan absurdos e inmaduros, que no lo puedo creer viniendo de ti. No estoy hablando de tu relación personal, que me parece, que tampoco anda ultimamente por un campo de amapolas:estoy hablando de los seres que te guste o no, forman parte de tu vida, Los celos son malos compañeros de viaje, sean de la índole que sea, y mal asunto el anteponer otras almas a las que realmente deberían importarte…Tú verás lo que haces pero el camino no es precisamente “dar donde más duele”, porque en el fondo el dolor es para: “las almas nuevas”.
Luego no te quejes
Luego no…
Luego no…
Luego no…
Y una lleva tiempo esperando esa mirada de frente, y ese vuelco de sentimientos encontrados:para que te sientas bien.
Como somos los seres humanos…….

Abr 202011
 


Cristo en la cruz, sumergido en ORINA del propio autor: ANDRES SERRANO

Al final voy a tener que hacer caso de las palabras de la Biblia:”Y VOLVERÉIS A SER PERSEGUIDOS EN MI NOMBRE”…Siempre pensé que el apóstol que lo dejó escrito era algo delicado de oído, o se encontraba situado no muy cerca de ese revolucionario que tanto odiaba el sanedrín y tantos quebraderos de cabeza ocasionó a Roma. Y al final voy a tener que creermelo, por todos los hechos desagradables que estamos sufriendo los que creemos en Cristo Resucitado. No se que beneficio para el corazón del hombre, y no digo alma porque se supone que si no creo en nada,alma no tengo. Y repito, que no se que puede reportar tanto odio a la fe que anida en el interior de tantos seres que pueblan la tierra. Se que lo que estoy volcando aquí es el sentimiento de todos los que creemos en ese Dios misericordioso tan acostumbrado a los ultrajes. No pasa nada, porque tiene una coraza de perdón tan grande que todas esas vejaciones que sufre, rebotan dispersándose en millones de partículas de amor que caen sobre la insensatez del ser humano.Sabe perdonar los insultos a su representante en la tierra: el Papa,líder espiritual de millones de creyentes. Sabe disculpar la quema y profanación de capillas, Sabe ser condescendiente con los que mancillan el rosario instrumento de oración necesario para muchos.Olvida los obscenos montajes fotográficos que se hacen con su figura y con la figura de las religiosas.Sabe mirar para otro lado cuando se ve representado en su cruz, entre una mezcla de oleo y ORÍNA del propio artista de tan magna obra:ANDRES SERRANO.Calla ante esos pasos del SANTÍSIMO COÑO de la virgen maría, o de nuestra señora de LA VAGINA, y no se que más blasfemias demoníacas.Sabe tener infinita paciencia con este mundo que él creó, pero….YO NO. Porque yo no soy de piedra, ni santa de los altares. Porque soy humana y por lo tanto soy un saco de defectos, por que soy un saco de defectos entre los que se encuentra la cólera, y la rabia, no puedo menos que avergonzarme de todos esos seres de alma negra que pueblan esta tierra. Estoy hasta las mismísimas narices de que pisoteen lo más sagrado de mi vida. Las creencias de mis antepasados, y por lo que mi padre y mis abuelos lucharon.Espero que acabeis en los infiernos, porque ya que tanto abogáis por todo lo que huele a azufre, vuestro sitio está con Lucifer señor de las tinieblas.Sois gente amargada acomplejada y requemada. Pero quizá tengáis una leve disculpa porque tal vez sean secuelas de vuestra infancia: Ya se sabe que uno es lo que “mama”. Dejar de una vez por todas en paz a los católicos y para variar dirigid vuestras insensateces a otras religiones, si es que no hay más remedio, y lo digo con toda la pena de mi corazón, porque para mi son todas igual de respetables. Porque yo se que TODAS conducen a DIOS, pero ¡¡¡ya está bien!!! id a por otra si no sabéis hacer otra cosa¿que tal nuevos derroteros por el ISLAM ¡venga a por ellos valientes! a que no tenéis co… Sois un atajo de cobardes ¡Es una lástima que no os perdierais antes de nacer por el W.C.
Estoy cansada de callar…
Estoy cansada de esta impotencia que me embarga ante los ultrajes que sufre el eje de mi vida. Estoy cansada de tanto hijo de satán.

Mar 142011
 

Este templo japonés que se encuentra en Taipei fue destruido por un terremoto hace muchos años. Lo han preservado tal y como quedó en señal de respeto por todo lo que representa para el pueblo nipón.

Y siento pena…Y no puedo escuchar lo que cuentan. Y no puedo ver lo que en las noticias muestran sin que a mis ojos afloren las lágrimas, sin que a mi piel la cubra esa “carne de gallina” que asoma cuando un@ se emociona sin poder evitarlo. Y siento una inmensa pena; una infinita pena que me anuda el corazón a la garganta por ese pueblo que vive su desgracia con resignación:”lo que tenga que ser será”,dijo alguien con la desolación como fondo de paisaje.”Lo que tenga que ser será”. Y lo expresó al mundo entero con un dominio de las emociones como no he visto en mi vida, y he visto muchas reacciones ante las adversidades; más de las que quisiera.
Y siento una infinita pena porque este pueblo que no acaba de liberarse del sufrimiento. Me siento tan impotente…tan inútil para ellos…¿por qué la vida tiene que ser tan difícil? ¡por qué! Hay veces que no te entiendo Dios…hay veces…Y esta situación es una de ellas ¿Por qué la vida tiene que ser tan difícil para tanto inocente? Acaba con esto porque tú puedes, y permiteles volver a empezar, que lo harán si tú les das vía libre. Y lo harán desde la nada con ese tesón y esa resignación con los que ya están tan identificados. Y lo harán a sabiendas de que podría repetirse una vez más, al cabo de un tiempo,toda esta pesadilla que ahora viven.Aún así ¡dales otra oportunidad! acaba con esto porque tu puedes. No hagas que me enfade de nuevo contigo. No les vuelvas la espalda porque no se lo merecen.
Extiendeles tu mano Dios. No les vuelvas la espalda porque si tú quieres ¡PUEDES!

Mar 122011
 

Periodista Digital



Son un pueblo paciente con las desgracias, y lleno de voluntad para salir de ellas, con un civismo y una serenidad que ya quisiéramos muchos en los momentos de horror y en el tiempo de sufrimiento.Y digo “en los momentos”, porque el paso por la tierra de”Katsumoto el samurai”, del último tsunami no fue de visita larga, pero en cambio dejó un regusto de amargura y un dolor tan intenso en los corazones de los propios y ajenos que se tardará en olvidar ese devastador desastre de la naturaleza. Hoy entre tanta desgracia que he visto en las noticias de la T.V. me ha llamado la atención esa serenidad y civismo de los que hablaba.Los veías en las imágenes haciendo cola sin alborotos; sin exteriorizar el pánico. Sencillamente estaban allí esperando su turno para ser evacuados o reubicados. Guardando cola frente a las cabinas de teléfonos por no tener cobertura los móviles…. Claro que a golpe de terremoto ese pueblo ha ido aprendiendo a lidiar con las fuerzas de la naturaleza haciendo suyo eso de:”si no puedes contra el enemigo unete a él”. Y así lo hicieron desde el primer latigazo que recibieron. Aprendieron a vivir con ese temblor bajo sus pies preparando a las nuevas generaciones de nipones desde la infancia,y adaptando túneles y puentes conectados a las más de siete mil islas que conforman Japón,para esas visitas tan poco deseadas.Y adaptaron también los edificios antaño de un material flojo y liviano al “hormigón móvil” gracias a unos mecanismos harto complicados y caros que si ha mitigado en parte algo de la devastación, no ha podido solucionar el problema del todo. Ni podrá, porque en mi humilde entender a la fuerza de la naturaleza no se la puede doblegar. Ganaremos muchas batallas,pero jamás la venceremos. Es triste, es crudo, es desmoralizador, pero es cierto.Ellos lo saben bien y por ello no bajan la guardia. Ellos son un pueblo ejemplar del que debemos tomar nota a la hora de afrontar las adversidades.

Aquí dejo este granito de arena.
Mar 092011
 

Amigoconfesorsicologocompañerodefatigas….Todo lo que representaba ese Tekel en su diminuta estampa….

La otra noche te vi pasar con una mano en el bolsillo de la cazadora, y el cuello sepultado entre los pliegues de la Burberry de lana que tu suegra te regaló por navidad. Ibas paseando al perro con cara de pocas ganas de andar con perro, y bolsa de plástico anudada a la correa. Porque en casa mucho perro, mucho perro… toda la familia quiso perro, y pasaron olimpicamente de tu “inexplicable oposición”. Y es que tu ya te veías venir el desenlace de la historia que no era otro que el de acabar tomando el testigo de la responsabilidad canina para que el animal no se transformara en una hermosa pieza de mortadela italiana.Un tirón de la correa te hizo parar en seco justo al limite de un gargajo, que alguien decidió lanzar al suelo olvidando que a los demás les molesta bastante los autógrafos que va dejando en las aceras, porque “Ambrosius”se había rendido, siguiendo su costumbre, en la primera palmera que hay justo al cruzar la calle. Y tras un olisqueo superficial, como queriendo decir:”Si tiene dueño yo hago como si nada”, vació su vejiga sobre el tronco; un tronco acostumbrado a las cosas de perros. Fue un chorro largo; de esos de horas de espera hasta que llega su tabla de salvación que no era otra que tu persona cansada y hastiada del rutinario curro de mierda que venias haciendo desde que ocupaste aquel puesto en la oficina. En esa en la que durante un tiempo creíste en un ascenso que nunca llegó, solo porque te abordó con una palmadita en la espalda aquella vez que coincidisteis en el bar de la esquina, y tu le respondiste con una cerveza y un chiste “gracioso”,piensas, con el ceño fruncido y la vista fija como un idiota en las gotas de las aguas menores de Ambrosius que salpican tus Dockers comprados al 50% en las rebajas, mientras que tu mano tira de la correa adenlantandose a las intenciones de tu “amigoconfesorsicologocompañerodefatigas”,que es para ti, todo lo que representa ese Tekel en su diminuta estampa. Y vuelves a tirar de la correa esta vez con más ímpetu mientras sueltas un taco al comprobar que el botón se atascó y no puedes”atar corto”a tu”amigoconfesorsicologocompañerodefatigas”que corre como si le hubiera robado el monopatín a Snoopy, y a ti no te queda otro remedio que emprender esa carrera a ninguna parte que no sean palmeras o esquinas.
La otra noche te vi volver con las manos en los bolsillos de la cazadora, sin correa, sin bolsa de plástico, sin ese “amigoconfesorsicologocompañerodefatigas: Ambrosius el perro de la familia.
La otra noche te vi junto a la palmera…
La otra noche te vi hablando solo y por un momento quise ser tu amiga, tu confesora, tu sicóloga, tu compañera de fatigas…
Aquella noche no quise ser Ambrosius:pretendí ser tu amante; solo lo pretendí…
Oct 152010
 

Vuela ahora que aún puedes…

– Necesito hablar contigo¿tienes tiempo?
su voz apagada me hizo comprender que la cosa no iba bien. Sabía lo que me iba a decir; no necesitaba ser bruja para adivinarlo, aunque ella está convencida de que lo soy ¡que se le va a hacer! Es algo tan sencillo como poner en marcha el sentido de la pura lógica y la observación.
– Cuéntame – digo a pesar de que estaba ocupada, esta vez entre libros y no entre ollas y sartenes.
– Me ha dicho que se va a presentar en mi lugar de trabajo y que me va a montar un lío de los guapos…
No la dejo seguir; porque veo que se está alterando por momentos , Y le digo, que lo que me va a decir no es para hablarlo por el móvil, así que quedamos para tomarnos un café a la mañana siguiente.

Estoy sentada en “El Bizantino” con la cámara en una mano sacando fotos a diestro y siniestro, porque desde que me he metido en este lío, me ha dado por captar el bullir de la vida por donde paso, pero hasta entonces yo a lo mío. Espero que aparezca por las escaleras del callejón, mientras sorbo el café con leche que quema un h…..pero lo agradezco porque empieza a hacer fresco y yo solo llevo una camiseta de manga corta. Una muchacha pelirroja baja las escaleras de piedra y me doy cuenta de que es ella teñida de ídem, y aunque le sienta bien el color, pienso que es una pena que haya cubierto su pelo natural con ese tinte caoba.
– Hola “Eder”- me llama “Eder” como mucha gente en esta, ciudad porque mi nombre es largo y difícil , incluso acortándolo, hay gente que me llama “Edu”¡Que cosas! mejor me callo porque yo soy única para olvidar los nombres del personal y mezclarlos todos, así que a callar…
-………..Puntos suspensivos ,porque iba a decir algo pero no me deja hablar, eso es lo que tiene, que cuando quiere exponer sus razonamientos, no deja hablar, hay que entrar a matar entre frase y frase. No me lo tomo a mal, porque la conozco bien y se que actúa así porque está nerviosa y necesita soluciones para su problema. Veo bajo esos preciosos ojos unas indeseables ojeras y en su cuerpo, a través del vestido, bastantes kilos de menos. En la mano un cigarrillo, y en sus pulmones nicotina. Y le pregunto que desde cuando fuma, aunque ya se la respuesta. Y me cuenta que “la otra ” se ha enterado porque encontró algo suyo entre sus pertenencias, y que no va a parar hasta saber quien es…
– Lo que no comprendo es como sabe donde trabajas y no te ha encontrado aún… .-“que más quisiera que poder deshacer todo este lío que presiento no va a terminar bien”, pienso emitiendo un suspiro tan sonoro que las de la mesa de al lado se vuelven a mirarnos.
– La verdad es que no se como se ha enterado…
– Esto es muy pequeño, y aquí nos conocemos todos, aunque a veces nos pensemos lo contrario. Bueno… eso creo, porque yo ya sabes lo despistada que soy y bastante tengo con mis cosas…
– No estoy dispuesta a darle explicaciones…
– Y él que dice…- se muy bien lo que me va a decir, porque la historia la conozco al dedillo.
– que no piensa dejarla, por sus hijos y por la familia… que son como una piña y esto sería muy fuerte.
-“”La eterna historia “”-pienso yo- Ya… -acierto a decir, y aunque una parte de mí me dice que me calle y no eche más leña al fuego,la otra;la de la conciencia, a riesgo de perder a una amiga, es la que gana la batalla- Lo que no comprendo es como has aguantado esto tanto tiempo…¿No te das cuenta de que estás perdiendo los mejores años de tu vida, de una preciosa vida; eres muy joven, bonita, con un trabajo estupendo, amigos, viajes… esa es tu vida, y podías disfrutarla plenamente si decidieras cortar esto…
– Pero si ya cortamos hace tiempo, bueno alguna vez, hemos tenido una relación de alcoba, pero ahora solo como amigos..
– Te robó unos cuantos años de tu vida. Tú misma dijiste: “me ha tenido en un callejón sin salida”… pero como estás enamorada, en el fondo no quieres acabar con esto aunque tengas que sacrificar muchas cosas…
– Me tengo que ir, Eder, ya te llamaré contándote que tal va todo…- Pagamos, nos abrazamos y nos vamos cada una a nuestras cosas.
Estoy dándole a la tecla pero no con el blog, sino con el libro que espero acabar antes de que me de un patatús ¡Ja! que moral tengo. El móvil suena y veo que es ella…
No me deja hablar;está muy alterada. Me cuenta que esa mañana la señora en cuestión se presentó en su lugar de trabajo preguntando por ella, pero le salvó la campana porque no supo describirla….
-¿Y tú como lo sabes?¿Es que se lo has contado a alguien más?- le digo preocupada.
-es que yo estaba detrás de ella, fue una coincidencia, y juego con ventaja , porque yo si la he visto en foto y un par de veces en persona, pero eso ella no lo sabe…
– Ay “Irene”, “Irene” , en que líos te has metido…- le digo mientra analizo la situación. Que verdad es eso de que “toda regla tiene su excepción”, porque en el caso de “Irene”, ella no entorpeció ese matrimonio en ningún momento:ella es la víctima, aunque cueste creerlo, y aquí el único culpable es él, por seducirla cuando hace unos años llegó a Ceuta con su familia.Era muy joven e ingenua y estaba sola. Él en cambio tenía ya sus kilómetros corridos y sabía muy bien lo que se hacía. Lo de “mi mujer no me comprende”, esa frase tan trillada de los hombres , y que a tantas nos gusta creer aunque sabemos que no es cierta, también se la dijerón a ella y la muy tonta se lo creyó: “que si llevo mogollón de años bajo el mismo techo, pero sin alcoba…que si por el momento no me voy de casa por los hijos… que si estamos viviendo algo precioso… que si algún día la dejaré…y mientras tanto el tiempo va pasando, esperando algo que yo se, y ella sabe que nunca pasará.Alguien le dijo una vez, hace años, que “no era la primera con la que le ponía los cuernos a su mujer; que hubo otras…
conclusión de esta Historia inconclusa: él siempre fue “un pica flores”, aunque por ella sienta ¿algo especial? Yo creo que solo es cuestión de cama para él. La mujer, es “una consentida”porque nunca le importó que fuera de flor en flor, siempre y cuando regresara a su cama y trajera la pasta,pero con lo que no contaba era con que ese hombre dejara de picar flores para libar solo una, eso si, sin compromisos ¡Cuidado! que esto ya es más serio, ahora monto el follón; ahora si. E “Irene” es la víctima de esta historia porque se enamoró de un hombre que le mintió en todo momento; un hombre cobarde y egoísta, como muchos otros, que “ni come ni deja comer”, al que ella ama y yo quiero mucho porque es un buen amigo mío ¡que ironía¡
Esta es la puesta en escena de una tragicomedia, cuyos personajes son : el truhán, la consentida y la “ciega que no quiere ver”

Presiento que es una obra larga , de la que solo he vivido la presentación y de la que queda un largo nudo y un desastroso desenlace… ¡Y YO NO SOY DE PIEDRA!

P. D. Por si alguien llamada Irene tiene una historia parecida, aclarar que la persona en cuestión de esta historia real, no lleva ese nombre.

Sep 292010
 



Me he pasado unos días sin darle a la tecla, y no por falta de ganas, eso ya lo sabéis, el motivo no es otro que el de “falta de ordenata que llevarme a los dedos”, cualquier día rompo la hucha y me regalo un portátil, con un módem “Uesebe” de color rosa con lunares verdes ¡toma ya! que una está “mu jarta” de que su consorte no le deje manosear el suyo, cuando sale una pa darse un paseito por el mundo ¡pues no se da postín el señor! con eso de que es el del curro. Y la culpa de todo esto la tiene mis hijos que me han echado una fama de “rompecosas” que menuda tela, y el caso es que una no sabe el motivo de esa fama…bueno creo que es por culpa de los móviles, unos fueron a parar al interior de la taza del w.c., otros simplemente sucumbieron a base de golpes, y es que como soy dura de oído, me los guardaba en la pechera para no perder ni una llamada, y me olvidaba de ellos pasando a mejor vida al caer al suelo cada vez que me agachaba: ya no lo hago ¡lo juro por el saxo de Lisa! ahora los dejo olvidados en la mesa de alguna que otra área de servicio de esas carreteras de Dios en la que a veces aparece el diablo con cuatro ruedas y un zumbado sobre ellas.Y he estado días si; días alejada de esta ventana que ya sabéis forma parte de mi vida. Y en este tiempo, he vivido casi de todo un poco, como el bautizo de mis nietas pequeñas, esas dos rubias que salen en el lateral del blog, con la cara llena de pintura: mi abuela Sara, la madre de la “bella Sara”, tenía la costumbre de referirse a los infantes sin bautizar como: “aún son moros”, y cuando acababa el cura de bañar sus tiernas cabecitas con el agua de la pila bautismal, entonces soltaba, junto a un profundo suspiro, y los ojos clavados en la testa del angelito: ¡que ya no son moros, que son cristianos! haciendo que el cura se quedase pasmao ante tal ocurrencia. Pues bien…¡Que ya no son moras que son cristianas! digo yo ahora siguiendo la tradición de mi abuela ¡ay si levantara la cabeza! las nenas tienen dos y tres años, algo creciditas para la pila, pero es que había que esperar a uno de los padrinos que llegaba de Taiwán. Se portaron¡vive Dios! que se portaron, no se echaron a llorar ante ese señor vestido ¿con chilaba?¡ja, ja, ja! no se me había ocurrido nunca esa similitud. Pues bien ni lloraron, ni tampoco le dieron el taponazo a la concha bautismal, cosa que nos temíamos ante el genio de Leyre, la más pequeña ¡no señor! dejaron que el agua bendita corriera por sus rubias cabezas, e incluso se rieron ¡estas son mis chicas!. Y ese rito que había que cumplir lo cumplimos, como también lo hicimos con la bella Sara al cumplir sus “86”. Sopló como nadie la vela de”no cumpleaños”, porque dice que se niega en redondo a llevar más a sus espaldas. Con deciros que el otro día le dijo a los muchachos que le estaban arreglando una avería en el cuarto de baño, que tenia “79”, y se quedó tan pancha ¡Ay “bella Sara, bella Sara”! nos vas a enterrar a todos con tantas fuerzas como te da el Señor ¡tanta le pides que no dejas para nadie más ¡ja, ja, ja! La lotería, si la tienes repartida, si algún dia te tocara, eso ya lo se, pero lo que son las fuerzas…¡agoniosa! pues tu verás porque como la chacha Paca,una servidora, se descuajeringue lo tienes claro ¡ja, ja, ja! Y tras esos momentos imborrables que vienen a ocupar un lugar en ese ya tan atestado archivador del corazón, viví otros menos agradables como las horas que pasé en el Clínico de Valencia con el rollo de las pruebas para mi encuentro con el el quirófano por cuarta vez. No os voy a mentir, una tiene su miedo…mucho diría yo, y es que la experiencia de mi última danza húngara por esos quirófanos del diablo, me tiene agobiadita, aunque se que la mano de mi otorrino preferido la seguirá guiando el buen Dios. Tengo miedo si…pero debo dominarlo porque no hay mas “bemoles”, y eso quiere decir que soy valiente ¿no es cierto? ¿No dicen que la valentía consiste en saber dominar el miedo?pues como no hay mas co….¡tira pa lante Gudea! que no se diga, porque tu siempre has sido chiquitita pero matona, así que cuando llegue el toro, lo agarras bien por los cuernos, para que pegue la cornada al aire, que como es etéreo e intangible, pues la cornada se clavará en la nada ¡tira pa lante Gudea! que empieza la cuentas atrás.

Jul 292010
 

Una puede ser casi cualquier cosa; practicar cualquier pecado ¿quien es perfecto? Pero lo que aún no he guardado en el equipaje de mi vida, junto a las otras muchas faltas que una tiene, son esas dos joyas que a más de un@ le gusta: guardar, airear y sobre todo hacer uso de ellas, a la primera ocasión que se le presente ¿de que va esto? se preguntará algun@, pues ni más ni menos que de doña Soberbia ,y doña Prepotencia, damas muy conocidas, deseadas e imitadas en el mundillo social de todos los tiempos.Y es que hace unos días, o tal vez un par de semanas, no recuerdo ahora muy bien, lo tendría que mirar en el correo, me llegó un ídem, de una persona con la que había establecido una extraña “relación literaria”, llamemosla así, en el que me decía “algo” sobre una plataforma, reflexiones, periódicos digitales y consejos gratuitos, instándome a una cosa u otra, en ese tono paternalista que tantas veces e oido y leído, con el que algun@s buenas gentes que se creen, por arriba de la fina linea del bien y del mal, suelen hablar.
He leido dos, o tres veces lo que usted me envió, y he de decirle que no tuve que esforzarme mucho, mejor dicho:NADA, para comprender que bajo ese tono prepotente y esa soberbia disfrazada de buena samaritana de la pluma, se esconde un cierto complejo de inferioridad literaria, o lo que es lo mismo: que no está usted muy seguro del puesto que ocupa en el ranking de las teclas, porque de no ser así, no le hubiera pasado por la cabeza semejante idea, a no ser que en su momento, usted actuara de esa manera para beneficio de su profesión. Permitame decirle que hay que ser consecuente con lo que se dice y se escribe, porque las palabras se las lleva el viento, y se pueden desdibujar,pero lo escrito, escrito está.Se equivocó,señor@, la prepotencia le ha causado tal tontolinez en el cerebro que no le ha dejado ver algo tan sencillo como:el sentirse cómod@ con algo o con alguien. Y usted dirá que me ha sentado un rato mal su correo, y no se lo voy a negar, porque creí que me miraba de frente, y que su mano estrechaba la mía con fuerza, pero me la dio con queso. Así que “persona humana”, ya solo me queda decirle , que seguiré escribiendo, no porque usted me “anime” a hacerlo, ni porque quiera ver mi pluma en su cuartilla. simplemente, seguiré escribiendo porque es una necesidad vital para mi ser y porque me da la real gana. Saludos cordiales. Gudea de Lagash

Jul 142010
 



Tantas cosas tengo que contarte; tanto tengo que decirte en tan poco tiempo, que mis neuronas se atropellan por pensar y mis pensamientos se resisten a salir. He emborronado tantas folios y cuartillas. he dejado en la pantalla inerte del ordenador tantas letras olvidadas, tantas palabras entregadas a la desmemoria, que ya no se como explicarte lo que siento. Pero aquí estoy; ya ves. Con la mirada perdida y la voluntad de olvidarte guardada en el entrepaño del corazón. Hoy brilla el sol y se cuela por la ventana de esta habitación, aunque sabe que la huella sofocante de su aliento es algo que no camela a mi piel. No aguanto el sol, ni bajo el nombre de Amón Ra, ni de Liza, ni de Apolo ni Baal. Y lo siento. Y siento y siento, que he amado y amo, que he odiado y odio, que me he reído contigo y no de ti. Que me he alegrado de lo bueno y me he apenado de lo malo. Que he tenido sueños tan amargos, tan inquietos; tan desolados, que las lágrimas resbalaban por mi piel. Y que han habido otros tan auténticos e intensos, que no he sabido decir si ese roce de tus labios en el hueco de mi nuca alguna vez fue verdad. He perdido los estribos una, dos, tres y mil veces, y he filtrado en mis palabras el veneno de la rabia contenida. Eso es cierto y no lo niego, pero también es verdad que he dejado una, dos, tres y mil veces, que mis labios perfilaran un “perdón”.
Y tantas y tantas cosas me quedan por decirte… que mis neuronas se atropellan por pensar  y mis pensamientos se resisten a salir…
https://vimeo.com/122934557
Jun 242010
 


La he gritado. Hoy la he gritado más que de costumbre, y con ello hice alarde de mi inhumana humanidad, que tengo mucha, porque tras estas páginas de mi vida; esas que os presento con regularidad, y en la que muchos veis en ella:ternura, sensibilidad, dulzura… y no sé cuantos dones del Cielo más, también tiene esa:” mi vida”, su otra cara de la moneda…Y es que con este ir y venir de un lado del Estrecho a al otro, el puerto de Algeciras lo frecuentamos con más asiduidad de la que quisiéramos… La he visto mas de una vez en el puerto acercándose a los coches que como una larga fila de procesionarias esperan impacientes a que el barco llegue al muelle y se los trague, como una vez en un cuento cualquiera de los de siempre, se tragó una ballena al viejo carpintero que tras perder su trozo de madera insuflado de vida, salió en pos de ella porque la necesitaba para dar sentido a su vida; sentido a su vida…¿ A que vida? digo yo… La he visto mas de una vez en la cafetería del puerto, mientras esperaba a que el barco que me devolvería a Ceuta, llegara con un poco de suerte sin retraso. La observo, mientras va de mesa en mesa acercándose a la mía sin remedio. Es lo que queda de una mujer que en su día fue bella, muy bella, a juzgar por las facciones que aunque machacadas por esa vida maldita que le a tocado vivir, o tal vez, que ella eligió sin más. siguen relatando como un libro abierto, que hubo un tiempo en el que podía disfrutar de la frescura de los campos, y de un cielo azul. O tal vez fuera una “urbanita” incondicional. De cualquier modo, aún le queda estilo. Se dice, y yo creo que es cierto: que con la elegancia se nace, y por mucho que un@ se empeñe a lo largo de la vida, en serlo no hay nada que hacer: el traje “lo lleva a él”; el vestido ” a ella”, y ese es el caso de esta mujer de edad indefinida aunque a mi parecer no llega ni a los cuarenta, en la que el estilo no la ha abandonado del todo. La veo acercarse a las mesas musitando incoherencias, y extendiendo la mano desde ese brazo replegado como al amparo del cuerpo; como si aún le quedara algo de dignidad escondida bajo el ala agujereada por los pinchazos de la heroína. Se acerca hasta donde me encuentro, y me fijo en, aunque parezca increíble, sus preciosos ojos azules, hoy entornados más que otros días. Algo me dice desde ese cuerpo inestable y yo impaciente por apartarla de mi mesa le dedico un:NO, mientras que con un gesto de la mano le digo:LARGO DE AQUÍ.Pero ella insiste y yo me exaspero, me seria muchisimo más fácil sacar unas monedas y dejar que se alejara sin más, pero no lo hago, no lo hago nunca, y eso que con toda la sinceridad de mi alma, he de decir, que soy una persona dada a dar más de lo que que puedo; he sido toda la vida de esta manera y ya es tarde para cambiar. Así que esta actitud mía con esa infeliz, no va en acorde con mi forma de ser y pensar. Pero es que no puedo ver como se acerca junto a mi, rozando casi el borde de cualquier bebida o alimento que en ese momento esté sobre la mesa. Pienso: “”””me va a contagiar cualquier cosa…”” ¡crueldad, crueldad, crueldad! y la despacho con un:-¡¡¡DEJAME EN PAZ!!! VETE DE AQUÍ ¿QUIERES?, y ella entonces haciendo un esfuerzo abre esos precioso y castigadisimos ojos azules, como asombrada, no creo que por no darle unas monedas, si no más bien por esa actitud, tan dura que adopto con ella. Está acostumbrada seguro, a que le digan: “no”, o a que dejen en su mano unas monedas sin más, pero a ese enojo que mi voz le trasmite…a eso creo que no. – ¡María Jesús!- es la camarera amiga, de la cafetería de ese puesto de Algeciras-, anda dale de comer lo que quiera, como si se come tres menús- cosa que dudo por esa delgadez alimentada por la heroína, la coca, y todas esas sustancias que tanto bien causan al ser humano. – Si es que se lo pones y no lo quiere…- me dice desde la barra en la que está sirviendo un pedido de comida rápida. – Pues un bocata, pero dale algo… -Como quieras, pero luego no digas que no te lo advertí… Y la veo recoger el bocata, y alejarse hacia la puerta de embarque, no sin antes pasar por una u otra de las mesas ocupadas, en la que si le dan unas monedas, porque con ella tienen el corazón más blando que el de una. Me levanto y la sigo, observando el caminar vacilante en el que a pesar de los pesares, aún le queda algo del estilo que un día tuvo. -¿Que haces? – Le pregunto con enfado al ver que deja el bocadillo al pie de la escalera… Se levanta apoyando su brazo en el pasamanos, y me mira de frente, como a mi me gusta mirar a la gente, pero descubro que con ella no puedo, porque con ella no tengo el corazón limpio ni el alma serena: “”tendré que esconder esta mirada en en el revés de mi alma; quizá algún día pueda guardarla junto a las otras que me he cruzado en la vida, pero ahora tengo que esconderla en ese bolsillo que tanto me avergüenza. – Necesito “pá comé”… – Ni un euro, te doy que has tirado el bocadillo. Tú lo que quieres es que te ayude a pincharte, ¡PUES NI UN EURO! y la veo alejarse con esa elegancia que aún no ha perdido del todo, a pesar de tantos pesares. Y yo me siento fatal y me pregunto que cual es el motivo real que me impide darle esas monedas, cada vez que me la cruzo, si no se las niego a ningún Cristo viviente cuando se acercan a mi…Dime por qué. Hoy la he gritado más que de costumbre…Es la otra cara de la moneda de mi vida. Hoy he sido cruel, como muchos otros días con ese Cristo viviente. que no se realmente el por qué de mi rechazo; hoy he tenido que esconder en un rincón de mi alma esos ojos azules, en los que leo:”ten algo de pieda”.

Desde un hotel cualquiera de Algeciras
Abr 242010
 

Asómate a la ventana de esa vida que te queda por vivir, y tira los malos ratos, que el viento se los llevará…

Te has apoyado en mi cuando lo has necesitado

He pasado horas al otro lado del móvil, cuando me has necesitado

Te he escuchado en mitad del estrecho, cuando me has necesitado

He roto el el sueño por ti, cuando me has necesitado

He dejado el tenedor en el plato, cuando me has necesitado

Aun estando enferma, he olvidado el malestar, cuando me has necesitado

He cortado las llamadas de la gente que quiero,por atender la tuya, cuando me has necesitado

He dejado todo lo que en ese momento estaba haciendo, cuando me has necesitado

Te llevé conmigo en uno de mis viajes, porque lo necesitabas

He desandado el camino, cuando me has necesitado…

-Solo te tengo a ti Gudea; no tengo a nadie más…

– Aquí estoy para escucharte…

-Necesito tú consejo…

– Me estás cargando con una responsabilidad que no quiero… él es mi amigo también…

-Solo te tengo a ti…

– Sabes que mañana salgo para Barcelona…

– Si…ya lo se, pero estoy desesperada…

– Te dije hace mucho tiempo. Tu misma lo dijiste: esta relación no tenía salida. Los mejores años de tu joven vida los estás dejando en el camino, por alguien a quien le gusta jugar a dos barajas…

Y te dije tantas cosas… y tu escuchabas, y asentías, pero yo que puedo ser tu madre, sabía que en el fondo de tu corazón, no querías dejarlo ¡Que ha sido de ti? pues no lo se, y eso que no te tengo muy lejos, Ceuta es pequeña. Intuyo, que has vuelto al punto de partida, que has dejado tu dignidad en alguna papelera de la ciudad, y has tocado fondo como persona; Es tu vida, y yo no puedo, ni quiero, ni debo meterme en ella, pero cuando me salpica, como me ha salpicado, esta vida mía se ha visto envuelta en esa tormentosa relación.

Me volverá a llamar; lo sé. Y lo harás cuando me necesites.

-Gudea escuchame…

– Y yo oiré tu voz, al otro lado del móvil, y me tomaré un café contigo hasta que todo vuelva a empezar

Estoy para las duras, ya sabes, pero de cuando en cuando me gustan “las maduras”

Ya sabes donde encontrarme:aquí estoy.

Gudea de Lagas

Dic 112009
 

De una infancia, muy, muy feliz…
Recuerdos de un “dulce pájaro de juventud”…

Quien te iba a decir a ti… Tiempos felices que jamás volverán…

De la paleta del alma voy sacando los colores, para repintar ese trasteados músculo al que llaman corazón. Tiene mil arañazos el puñetero y algún que otro bollo también, pero ahí va, marcha que te marcha, saltando como un potrillo desbocado de cuando en cuando, y resoplando como las viejas locomotoras de antaño, según le vaya la vida. Hoy por mucho que lo pinte y repinte, con pinturas al oleo, acuarelas, brocha gorda o tinte para zapatos, no consigo que trote, y si me descuido ni que marche al paso. Hoy lo tengo un poco “apagao”; ¡vamos, un poco jodido! ,Y es que ayer se me ocurrió llamar a un amigo que desde hacía un tiempo lo tenía en mi mente: -hoy le llamo; mañana…al otro… y así con buenas intenciones, y su nombre en el corazón, pasan y pasan los días, hasta ayer. Fue una conversación corta, con prisas, incomoda; tal vez inoportuna: – ¡Hola ….! ¿Como estás? – Trasteo de fondo – ¿Que tal ? – frase rutinaria; voz apagada, e incómoda – ¿Pero estáis bien?- mosqueo por mi parte pues no es la actitud a la que tras tantísimos años de conocernos me tiene acostumbrada… – ¡Pues no! – me dice con rotundidad- Es que ahora me viene mal hablar; me pillas en una gasolinera…Luego te llamo… – No te preocupes, voy a llamar a …. – ¡No! que ella está haciendo cosas por su lado y yo por el mío- me dice. Ya te llamo yo. – Yo debería haberme hecho funcionario…-me dice con una cierta guasa.
– Pues creo que no hubiera sido mala idea. Bueno ya sabes lo que es eso, rico no te haces en la vida, a no ser que chupes, pero el garbanzo siempre lo tienes asegurado, aunque en estos tiempos…Y volviendo al garbanzo, ya sabes que si no llega pa dos pues lo partes en ídem y si somos cuatro pues en ídem de ídem…, pero eso si. la vida que has vivido, ni la hubieras soñado amigo, ni la hubieras soñado.Aún recuerdo cuando tu mujer, una de mis amigas del alma, “desas” del album del corazón, me preguntó tan ingenua que cual era la razón de que usara el perfume de invierno en verano y viceversa, y y yo le conteste que para empezar porque no me podía permitir el lujo de cambiar algo tan caro según las estaciones, y sobre todo que porque no tenía ni idea de que hubieran perfumes de verano y de invierno, que solo llegaba hastas las colonias de Nenuco, o Denenes. -¡Que vueltas da la vida, amiga…que vueltas da…Ahora cuando regresemos de las vacaciones a finales de enero,¿por qué no os venís una temporada a Ceuta?En navidad no digo, porque la casa esta como el armario de un adolescente:a explotar, pero después, el tiempo que necesitéis…
– Que cosas tienes amiga ¿y los billetes de donde los saco?-escucho su risa, y me alegra que una cosa tan tonta le haya arrancado una risa.
-Tienes razón, Perdoname, que lo he dicho sin pensar, solo por bien…
– Lo se; te conozco. Bueno te dejo, dale un beso a Manolo, y otro para ti. – Adios, un beso…Y suerte amigo, mucha suerte; ya verás como la tendrás porque siempre has sido un luchador y nada te ha amedrentado a lo largo de tu difícil vida. Y pienso cando he cerrado el móvil que será improbable que salga de esta por la edad: la vida es la más cruel de las selvas, y el ya ha pasado el camino de poder luchar con todas sus fuerzas por su dignidad. ¡Suerte amigo! ha cumplido su palabra. Hoy a eso de las cinco,me ha llamado. Y he sabido que tras largos años de luchar por la vida; de trabajar como un borrico; de tenerlo todo en sus manos, pero todo, todo. Hoy a los sesenta y un años se encuentra sin nada; en la calle. El banco se ha hecho dueño y señor de todo cuanto poseía; de sus años de trabajo, de su esfuerzo, y del esfuerzo de quien le dió la vida. Todo, absolutamente todo: la casa, el negocio, los muebles… Por reveses de la vida, de esta vida que no es otra cosa que una “selva social”, en la que el pez grande se come al chico, aunque en este caso ha sido una ballena la que se ha tragado a un tiburón tigre, y deshumanizada, en la que no hay misericordia para los que se tambalean, ni otra oportunidad para los que no quieren perder lo que con tanto esfuerzo han conseguido. Siempre se ha visto, pero desde hace unos años a esta parte la cosa va a peor ¿os resulta nueva esta historia? a mi no, se de algún drama más; de esos en los que miras o escuchas impotente el melodrama que les toca vivir: – el banco no me ha dado el crédito…el banco se ha quedado la casa…el banco, me quitó el negocio, por no poder pagar…Como decía mi padre “Ojos de Gato”: el dinero debía estar enterrado en lo más profundo de la tierra y el que más cavara para él, eso si, al año todo podrido y vuelta a empezar. se acabarían las especulaciones, los vividores, los prestamistas, los chupasangres… Lo siento amigo. Se que esto no lo podrás leer nunca, en primer lugar porque no sabes que abrí un blog, en segundo lugar porque tampoco imaginas que estoy escribiendo sobre ti, y en tercer lugar porque no estás precisamente para blogs. He acabado de poner estas letras, y los colores de la paleta del alma no han servido de mucho:el bollo sigue en su sitio, los arañazos también… y la leve capa de colores,a penas ha dejado disimulado el maltrecho corazón, y eso que le he dado hasta con el cepillo de limpiar zapatos, pero como si nada. La capa de pintura no ha disimulado los desconchados del tiempo, ni ha conseguido restañas las filtraciones de esperanza que apenas lo alimentan ¡Pobre corazón maltrecho! ¡Que tengas suerte compañero! ¡Que la vida te vaya bonito! Aquí me tendrás siempre;eso ¡ya lo sabes!