Conóceme si quieres…

Conóceme si quieres, soy Gudea de Lagash, la escribidora.

Si tu corazón pesa menos que la pluma de Maat eres bienvenido. Si por el contrario, se inclina en la balanza pasa de largo mi zaguán.

Gudea-de-Lagash-Biografia

 

Siempre he dicho que “soy una niña de la posguerra pero sin posguerra”, por haber pasado mi infancia y adolescencia lejos de las penurias que conlleva ese “después”. Nací en Guinea Española( hoy Guinea Ecuatorial) en esas tierras de África en donde, por aquel entonces, nunca llegó el jinete del hambre. Hija, nieta y bisnieta de militar, aprendí a ser trashumante dejando a un lado mis raíces a cambio de una mente abierta y el titulo honorifico de “Ciudadana del Mundo” y así comencé mi singladura por esa parcela de Dios.
Dicen que “la infancia y la adolescencia son las que imprimen el carácter de la persona”, y yo creo que algo de verdad hay en esto, porque ese periodo de mi vida fue un cuento de hadas, lo que ha hecho que siempre haya visto la vida con optimismo. Lidio el toro de la fatalidad cuando me viene de frente y lo lidio como puedo, y tras la lucha saco siempre lo bueno, aunque tenga el tamaño de un grano de mostaza. Sin falsa modestia te diré que soy un ser generoso, amable, que engancha a la gente con lo que dice y como lo dice; tal vez esta sea mi arma de seducción. Me da igual el color de tu piel, ni en lo que creas siempre que respetes las mías.

La familia, la pluma, las motos y los amigos, son el eje de mi vida. Me gustan los retos y no soporto la rutina. Valoro el buen vino y una copa de champan. Me encanta el chocolate amargo y la Coca Cola; las plantas, la pintura y la decoración. Odio la plancha y no se coser un botón.

Las motos y las chaquetas de cuero son parte de mi vida

 

Soy cinéfila hasta la médula, y me gusta la música: no rap, no tecno, ni nada que se le parezca. Disfruto juntando alrededor de una mesa a mi gente y buenos amigos, aunque no sea demasiado buena en la cocina, para mi es lo de menos, lo importante es “el estar”, la charla; el saber que los tienes a tu lado.

Estudié Historia por la UNED, tuve el gran honor de participar, siempre como voluntaria y bajo la batuta de mi tutora la arqueóloga Mari Carmen Berrocal, en las excavaciones del Teatro Romano de Cartagena y en Ceuta durante la primera etapa de La Puerta Califal con mi gran amigo Fernando Villada, arqueólogo de la ciudad. Participé también en las excavaciones de la cueva de Benzú y en alguna más.

He subido en globo, me he tirado en paracaídas, y tengo un pequeño rincón en un programa de radio. No me gusta la cocina y sí… ¡Me encanta el chocolate y tú que me estás leyendo!

 

Un relajado paseo en globo

Gudea de Lagash en flobo

En cuanto a mis libros, La Sombra del Egombe Egombe se llevó casi cinco años de mi vida. Entre sus páginas encontraréis un puñado de lágrimas y puñado y medio de risas y sonrisas. Centrada en África, esta biografía novelada comienza con La Guerra Civil Española (1936) y acaba con la independencia de la tierra que me vio nacer (1968). La Escribidora (los relatos dormidos), es un libro escrito al alimón por “Gudea de Lagash y Ederlinda Fuentes”. Cuarenta y seis relatos cortos y un pequeño cuento africano, que durmieron en un cajón, junto a mi ordenador durante largo tiempo.

¡Gracias por leerme!

Gudea de Lagash

También te puede interesar:

Los libros que me gusta leer y…. escribir:


Dónde puedes encontrar mis libros:

(Haz clic sobre Casa del Libro, Amazon o Uno Editorial, e irás directo a la tienda)


La sombra del Egombe-Egombe:
CASA DEL LIBRO
AMAZON
UNO EDITORIAL
La escribidora (los relatos dormidos):
CASA DEL LIBRO
AMAZON
UNO EDITORIAL