May 282010
 



Por muy duro que parezca esto es una historia real como la vida misma. Una historia sobre un alma egoísta, y tan cruel, que no le importaba arrancar el pan de la boca de otra tan cansada y consumida que si el alma fuera tangible a los ojos del humano, este hubiese dicho, que era como el papel de fumar, tan tenue y débil que, de librar una batalla se habría quebrado sin remedio………
……………….Se acercó al sicómoro, que nunca plantó en la tierra que eligió para Maat. Era el último árbol que le quedaba por dejar en ese mundo perfecto y libre de maldad que había creado para el humano, pero al ver ese tronco incorruptible,de ramas resistentes colmadas de frutos del color de los rayos del sol, pensó que estaría bien dejarlo en el hogar de las almas buenas, pasado el techo del cielo en donde reina el silencio roto solo por los trinos de las almas, que no saben que son almas.
-Llegó tu momento, alma nueva, has de bajar a la tierra porque te están esperando. A mis oídos han llegado sus ruegos y no he podido negarme, así que te libero de tu pequeña jaula de cristal Necesitan un alma joven para formar un hogar. Lleva contigo los talentos que hoy te entrego porque llegará un tiempo en que me los tendrás que presentar: caridad, para con el ser humano, humildad para ayudarte a reconocer tus fallos y generosidad para saber desprenderte de todo cuando los demás lo necesiten.Y ahora vuela y encuentra el nido caliente y cómodo que te acogerá hasta que mudes tus plumas por un cuerpo humano.No olvides que debes respetar a esos que tanto te desean, y devolverles en su momento, cuando ya no puedan llevar las riendas de sus vidas ni observar las estrellas con claridad; ni tan siquiera escuchar el gorjeo de los pájaros en primavera, todo ese amor que te dieron.Vuela ahora y recuerda que no llevas nada contigo a la tierra, solo los talentos, y solo con los talentos volverás…………..

……………-¿ Que fue del talento de la caridad?
– Lo cambié por la espina de la crueldad…
– Y que fue del talento de la humildad?
-Lo cambié por la espina de la soberbia…
– ¿Al menos habrás multiplicado el de la generosidad, para que puedas regresar a tu jaula de cristal, aquella que te aguarda desde hace largo tiempo bajo el sicómoro que no planté en la tierra que una vez preparé para Maat? Ese que dejé en el hogar de las almas buenas, de donde saliste una vez…
– El egoísmo y la codicia me tendieron la mano y a ellas me aferré,hasta el punto de arrancar el pan de la boca , de aquella que me quiso tanto. He perdido los talentos Señor, pero a cambio traigo las espinas que fui guardando para ti…
– Alejate de mi porque tu corazón se inclina en la balanza, mientras que la pluma de Maat apunta al techo del mundo. Alejate de mi…

……………….el cielo nos ha de juzgar ¿Que ha sido de tus talentos? “el pan de la viuda “no te lo podrás llevar cuando te llegue la hora ¿lo sabes no es cierto? Entonces, por qué se lo quitas de la boca…..

…………El Hacedor ordenó a Maat construir una jaula del recio tronco del sicómoro, y en ella encerrar por toda la eternidad “al alma sin talentos.” Y cuentan, y dicen, que viendo Él, que la madera era perdurable, dijole a Maat: – a partir de ahora, y cuando llegue el tiempo en que el hombre consagrará su vida a Zigurats, templos y mastabas, preparando su viaje al otro mundo no visible al ojo humano, emplearás la madera de este árbol para fabricar la barca que cruzará el Duat, así como la caja en donde permanecerá la carcasa que una vez contuvo el alma.


  8 Responses to “El pan de la viuda.”

  1. O sea, que el ataúd viene a ser algo así como esa caja donde dejamos "el casco" libre de la gaseosa, como definió una vez Mafalda la diferencia entre alma y cuerpo.
    Pero qué leyendas tan bonitas te sabes.

  2. Querida Linda, cuan sabias y reales palabras sobre el transito en esta vida, y que pena y falta de lucidez en cambiar la caridad, humildad y generosidad por la crueldad, soberbia y egoísmo, los males que llevan a este mundo a su destrucción.
    Menos mal que después de cada tormenta sale el arcoíris y da un halo de esperanza y enseña un camino.
    Besotes amiga, hacía tiempo que no me paraba a tomar un té tan cálido y aromático como los que nos regalas en este mirador…

  3. Señora Varech, esto no es una leyenda: ha salido de mi alma.
    Un besote.

  4. Querido amigo; querido Pitty. Estoy realmente feliz, de tenerte en mi zaguán y encantada de que no hayas olvidado el sabor de ese té, que permanece en la lumbre a la espera de la gente como tú.
    Estoy con tigo amigo:A pesar de los pesares ¡La vida es bella!
    Abrazo de oso.

  5. Pues si ha salido de su alma, felicidades.
    Un abrazo.

  6. Se me olvidó decirle señora Varech, que me ha hecho mucha gracia lo de la gaseosa de Mafalda.
    ¡Un besote!

  7. "A un gran corazón, ninguna ingratitud lo cierra, ninguna indiferencia lo cansa".
    Leon Tolstoi (1828-1910) Escritor ruso.

    "Tengo tres perros peligrosos: la ingratitud, la soberbia y la envidia. Cuando muerden dejan una herida profunda".
    Martin Lutero (1483-1546) Reformador alemán.

    Por aqui te dejo estas frases que he recordado al leer tu escrito…Un saludo para Pitty, hacia tiempo que no sabia de él desde que abandone un espacio que compartiamos…no puedo estar en dos sitios al mismo tiempo.
    Besos

  8. Gracias por las reflexiones. De las dos me quedo con Tolstoi.
    abrazo.
    Nina.

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>