Tengo que jurarte

tengo que jurarte

 

Deja que te jure amor, que tú siempre me amarás… Deja que tu amor me jure que yo siempre te amaré.

Y yo te juro, tengo que jurarte que te quiero aunque no quiera, que cuando voy por la calle creo verte entre la gente, que al parar en un stop te vislumbro en el coche que se cruza junto al mío. Yo te juro, porque tengo que jurarte que es verdad, que entre tu vida y la mía solo hay un hilo tan fino que hasta una pata de araña podría partirlo en dos. Deja que te jure amor, que tú siempre me amarás… Deja que tu amor me jure que yo siempre te amaré.
Te juro, tú me juras, nos juramos fidelidad, amor eterno, complacencia, entrega total; deseo, locura, pasión, sin tiempo ni espacio, a no ser el tic tac del corazón ¡Ja! Pero qué imaginación ¡Por Dios y María Santísima! Total por un: ¿me dejas pasar? Pero maldita sonrisa la que dibujaste, amor, con el “me dejas pasar”. Me dejas pasar… me dejas pasar… me dejas pasar…  Quizá debí pedirte un cigarillo, aunque no fume, un mechero, una cerilla, un bolígrafo sin más,  para detener el tiempo de un tic tac, de otro tic tac, de otro tic tac, tic tac, tic tac…
Y te juro, que si  te vuelvo a encontrar no te dejaré pasar hasta que escuche: “te juro; no puedo vivir sin ti”.
¿Y he jurado?, ¡no recuerdo ya por qué!

 


Dónde puedes encontrar mis libros:

(Haz clic sobre Casa del Libro, Amazon o Uno Editorial, e irás directo a la tienda)


La sombra del Egombe-Egombe:
CASA DEL LIBRO
AMAZON
UNO EDITORIAL
La escribidora (los relatos dormidos):
CASA DEL LIBRO
AMAZON
UNO EDITORIAL

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.